Así explotó Lydia Lozano contra Ania Iglesias en los camerinos de Sálvame

  • Famosos
  • 10-08-2019 | 08:08
  • Escribe: Ana Villà

Lydia Lozano se enfadó muchísimo con Ania por su "poca profesionalidad"


Tras la polémica generado por Ania Iglesias a raíz del especial Sálvame Marbella y tal y tal, han salido a la luz nuevas imágenes y grabaciones. 

El pasado jueves, Ania Iglesias vestía a todos los colaboradores de Sálvame caracterizándolos al más puro estilo marbellí de la época de Jesús Gil. 


La polémica entra Ania y Lydia

Parece que a ambas les unen rencillas del pasado que ni una ni la otra han dejado atrás. 

Ania fue la encargada de caracterizar a los colaboradores, en concreto Lydia Lozano tenía que encarnar a Gunilla Von Bismark y parece que el estilismo le sentó como un tiro a la periodista a juzgar por su tremendo enfado y disgusto. (¡¡Estalla la guerra en Sálvame!! Hay lío (y de los gordos) con Lydia Lozano)


Por eso, Sálvame ha decidido continuar este viernes con el culebrón y sacaba a la luz varias grabaciones que tuvieron lugar durante el conflicto. 

"Llevas una talla 44 y no aceptas tu físico", le dijo Ania a Lydia. Este comentario hizo que Lydia brotara y acabara abandonando el plató entre lágrimas mientras todos sus compañeros salían en su defensa.



Todo comenzó cuando Ania no tuvo preparado el estilismo de Lydia a tiempo y es que según desvelaron en el programa, la caracterización no llegó hasta las tres de la tarde. 

Durante toda la semana, Ania le ha ido haciendo propuestas a la periodista, las cuales Lydia deshechaba porque según su criterio no era lo que le había pedido el programa. Así pues, el vestido llegó tan solo media hora antes de que comenzara el programa y eso, junto a la falta de organización por parte de Ania, puso de los nervios a Lydia. 

Una cámara oculta captaba el cabreo de Lydia contra la exgranhermana por su "poca profesionalidad". "¡Voy a ir hecha un adefesio porque no se puede probar un traje a un minuto del programa!", decía entre lágrimas. 

Un compañero del programa intentaba tranquilizar a Lydia aunque fue en vano. "No me calmes, no la quiero ni ver, es una falta de profesionalidad... ¿Qué necesidad tenemos de hacer esto? Ya voy a estar cabreada toda la tarde ¡Que no cobre! ¡Que no cobre", acabó diciendo la colaboradora. 

 

Facebook Twitter
Deja tu Comentario