Acude a la concentración de Moratalaz con la bandera de España y sale con la cara ensangrentada

  • Política
  • 21-05-2020 | 08:05
  • Escribe: Álvaro Jiménez

En el madrileño barrio de Moratalaz se ha producido un enfrentamiento entre un grupo de extrema izquierda y los vecinos que pedían la dimisión del Gobierno.




Los vecinos del madrileño barrio de Moratalaz salieron el miércoles por la noche a las calles para protestar contra el Gobierno de Pedro Sánchez por su gestión de la crisis del coronavirus.

Con la bandera de España y con una cacerola en la mano, decenas de vecinos de Moratalaz pidieron la dimisión de Pedro Sánchez y se enfrentaron a un grupo de extrema izquierda que quería impedir la protesta. (España se levanta contra el Gobierno socialcomunista desde Ferraz hasta el casoplón de Galapagar)



El enfrentamiento se saldó con un herido, un hombre de 34 años (Alberto) que recibió un golpe con un objeto contundente de un radical de extrema izquierda que se abalanzó sobre él durante una pelea.

Según confirmó Emergencias Madrid, el hombre, que fue atacado a las 21:20 horas en el número 181 de la Avenida de Moratalaz, fue trasladado al Hospital Gregorio Marañón con pronóstico reservado.



La Policía Nacional investiga los hechos y asegura que aún no se sabe la identidad del supuesto agresor. Los testigos han explicado que su novio era la que llevaba la bandera de España y fue increpada por los radicales de extrema izquierda.

El hombre de 34 años ingresado en el Gregorio Marañón intentó defender a su pareja ante los ataques que estaba recibiendo y recibió golpes de tres personas de ideología contraria



El agredido ha atendido a OK Diario tras la agresión. "No soy una persona adinerada ni un pijo, sino un chaval trabajador. Llevo 14 años trabajando, todos los días, desde que tengo uso de razón".

"Estamos cansados de la situación actual. Queremos libertad y salimos para defender nuestros derechos y a España", ha explicado el manifestante agredido por radicales de extrema izquierda. (Los 'pijos cayetanos' de Madrid no están solos: Barcelona también pide la dimisión de Sánchez)



Mamen, novia de Alberto, ha dado detalles sobre lo ocurrido. "Han pasado a nuestro lado y han empezado a increpar a todos los que llevábamos banderas españolas. Me han empezado a decir cosas, me han sacado el dedo y me han llamado puta y fascista. Cuando yo les he respondido han venido a pegarme. Se ha tenido que meter Alberto para defenderme".

"Todo esto ha pasado porque el vicepresidente Pablo Iglesias ha incitado a la gente a que se pegue. (...) Nosotros nos estábamos manifestando porque somos personas trabajadoras, que quieren que España vaya mejor. Porque este Gobierno no ha hecho nada bien, ni ha cuidado a los sanitarios, ni a los ancianos ni a las empresas", ha comentado Alberto.

Una brutal agresión

"Por defenderla me han cogido, primero me han empezado a pegar entre dos, luego han venido cinco, diez… lo cobardes que son. Me he partido la mano, me han hecho una fisura, tengo cortes por todo el cuerpo", ha explicado Alberto, taxista de profesión.

Mamen, peluquera desde hace varios años, ha explicado que la Policía tardó mucho tiempo en llegar. "He salido detrás de ellos, pero nadie nos ha ayudado. No había Policía y ha tardado bastante en llegar".

Facebook Twitter

Deja tu Comentario