A Torra le sobra el dinero: 42 millones para el capricho de la Fórmula 1

  • Cataluña
  • 10-01-2019 | 08:01
  • Escribe: Guillermo Vives

Mientras Torra recorta en Sanidad y Educación, sigue derrochando el dinero de los catalanes en la propaganda que le proporciona a la Generalitat el Gran Premio de España de Fórmula 1.




Los caprichos de Quim Torra no se limitan a sostener el presupuesto de 300 millones de TV3 con inyecciones económicas que sufragan los ciudadanos catalanes, separatistas o no. Otras partidas contemplan alegres despilfarros mientras la Sanidad, los maestros o los bomberos se quejan por las condiciones en las que trabajan. (Eduard Pujol aplaude el malgasto de 120.000 euros en viajes de Quim Torra)

No hay dinero para hospitales, pero sí para la Fórmula 1

No hay dinero. "España nos roba" y no nos llega. Cuando instauremos la república todo se arreglará. Es lo que toca decir. Los recortes ponen en peligro la sanidad pública porque no hay dinero para que los catalanes sean atendidos dignamente en los centros hospitalarios. Sin embargo, sí sobra el dinero para financiar con 42 millones en la Fórmula 1. (La Sanidad de Torra 'mata' a una anciana: ¡¡Siete horas esperando en urgencias!!)



Ni un solo piloto catalán en la parrilla de salida, pero a Torra le da igual. La Fórmula 1 es un excelente escaparate mediático a nivel internacional que expande la imagen de Cataluña en el mundo. Con las motos sí se consiguió llamarle a la carrera de Montmeló Gran Premio de Catalunya. Con los coches no es posible, pero aún así, como vehículo propagandístico la Fórmula 1 le interesa mucho a Govern de Torra. Y si hay que pagar se paga.

Un mercado de 40 millones de espectadores para vender república

Lo importante es que 40 millones de personas están pendientes durante dos horas de lo que sucede en ese pedazo de territorio catalán y esa atención puede ser aprovechada para vender al mundo Cataluña, la república, las esteladas, los lazos o lo que haga falta.



Después del fiasco de Valencia, cuya presencia en la Fórmula 1 acabó en ruina total, el Gran Premio de España en el circuito de Montmeló es más de lo mismo. Pero el Govern catalán acaba de aprobar de forma extraordinaria una partida de 48 millones de dólares (42 millones de euros) para garantizar la disputa del Gran Premio de España en territorio catalán los años 2019 y 2020.

Ada Colau ha ido desmarcándose del tema y ha dejado la subvención de tres millones anuales que hasta hace poco sufragaba el ayuntamiento barcelonés a un millón y medio.



A cambio, los gestores del circuito pasaron a denominar el recinto como Circuit Barcelona-Catalunya. 2017 y 2018 se han cerrado con unas pérdidas aproximadas de 8 millones de euros cada año en la gestión y uso de las instalaciones, mientras la Generalitat, que es propietaria del 76% del negocio, va tapando parches inyectando cantidades de dinero que van permitiendo la subsistencia de la instalación.

Es un honor y un orgullo disponer de unas espléndidas instalaciones capaces de albergar un Gran Premio de Fórmula 1, aunque en la lista de prioridades de los ciudadanos este evento no figura en lugares preferentes. Otras partidas como la Sanidad o la Educación precisan con más urgencia de la alegre generosidad económica que muestra la Generalitat con el Circuit de Montmeló. (A Torra se la trae floja la sanidad: ¡dos años de lista de espera en pediatría!)



Facebook Twitter

Deja tu Comentario