12.000 euros tirados a la basura por Irene Montero: no es 'violencia política por razón de género', es hastío por su ineptitud

  • Política
  • 16-09-2021 | 09:09
  • Escribe: Redacción

Irene Montero ha pagado 12.100 euros por un informe sobre la 'violencia política' que asegura sufrir ella misma




El Ministerio de Igualdad, liderado por Irene Montero, ha contratado a dedo a una asociación para que elabore un informe sobre 'violencia política'. Por este servicio, la política de la formación morada les ha pagado 12.100 euros, según OK Diario.

El informe se centrará en las críticas que reciben las políticas por el simple hecho de ser mujer. En varias comparecencias, la pareja de Pablo Iglesias ha señalado que ella es una víctima de este tipo de violencia.



Irene Montero es la ministra que más discrimina a los hombres: Igualdad solo cuenta con un 21,5% de varones

Según la citada fuente, en el Portal de Contratación del Estado, la Delegación del Gobierno Contra la Violencia de Género ha firmado un contrato menor denominado 'Servicio correspondiente a la realización del estudio Violencia política por razón de género'.



A la contratación, llevada a cabo por la delegación gestionada por la jueza Victoria Rosell bajo las órdenes de Irene Montero, no han podido presentarse todas las empresas y asociaciones por tratarse de un contrato menor.

Tras invitar únicamente a determinadas entidades, sólo dos han presentado propuestas. De forma discrecional, la elegida ha sido la asociación Hybridas. El plazo para ejecutar el estudio es de siete meses.



En su página web, la asociación Hybridas se define como "investigadoras, feministas y facilitadoras". "Hybridas es un grupo de trabajo enfocado al desarrollo de proyectos que promuevan el empoderamiento para la participación política y cívica con enfoque de género tanto a nivel analógico como digital. Cada una de nosotras trabaja en un entorno relacionado con la participación, la investigación, la tecnología y/o los estudios de género".

Rechazan a los hombres

Esta entidad se encarga de proyectos relacionados con "las tecnologías, la facilitación y la participación democrática" y, ahora, elaborarán un informe sobre 'violencia política', el término que ha puesto de moda Irene Montero.



Su plantilla está formada por mujeres y no se esconden a la hora de reconocer que rechazan a los hombres. "Sustituimos la habitual presencia mayoritaria de hombres como expertos o ponentes de un panel o proyecto, por un equipo de mujeres expertas y ponentes que lideran estos espacios".

Facebook Twitter

Deja tu Comentario